Robert Parker se retira

«El padre de la crítica moderna del vino, el fundador de nuestra publicación, mi mayor mentor y un querido amigo. Con sentimientos contradictorios anuncio que Robert M. Parker Jr. abandona a partir de hoy la  crítica de vino y se retira de Robert Parker Wine Advocate”. Es el arranque de la despedida que le dedica Lisa Perrotti-Brown MW, editora de la revista y continuadora de la labor de Parker. Un comunicado que ha puesto fin a la actividad profesional del hombre tantas veces calificado como el crítico de vinos más influyente del mundo.

Parker,  que en los últimos años se había ido apartando de sus responsabilidades, se despide bajo las luces de los numerosos reconocimientos logrados y algunas sombras. Su  labor fue criticada porque se hacían vinos más potentes y con mayor estructura para lograr que les concediera puntuaciones más altas. Un fenómeno que lleva su nombre “parkerización” y que sus colaboradores consideran un falso mito.

También nuestro país, donde se vio obligado tiempo atrás a realizar cambios en su equipo, figura en el debe de Robert Parker. En su haber estará siempre el enorme mérito de situar la crítica del vino en el lugar donde debe estar.
R
evista del Vino