“Si dura dos o tres  meses, no lo aguanta ni una triste bodega”

“Esto se está poniendo muy negro”. “Si el parón dura dos o tres meses, no lo aguanta ni una triste bodega”. “Bares y restaurantes no pagan el vino a la distribución y nadie responde de las factura”. Son las opiniones de varios bodegueros de la Ribeira Sacra recogidas en un reportaje publicado por La Voz de Galicia.

La lógica puede invitar a pensar que el bodeguero cobra el vino en el momento de realizar la venta, señala el diario. “Pero en el mundo de la distribución las cosas no funcionan de ese modo. Las superficies comerciales, por el mayor volumen de los pedidos, ponen sus condiciones y tienen por norma satisfacer las facturas transcurridos varios meses después de la entrega. Por su parte, bares y restaurantes pagan sistemáticamente una compra en el momento de realizar la siguiente”.

No parece que vayan a surgir problemas con las grandes superficies, que mantienen e incluso aumentan su actividad en pleno estado de alarma, concluye el periódico. “Pero desde que comenzó la alerta sanitaria no hay pedidos por la inactividad del sector de hostelería. Y los anteriores difícilmente podrán cobrarse tal y como están las cosas”.
Más información: https://www.lavozdegalicia.es

No hay comentarios todavía

Deje una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.